Estos sushis vegetales te van a sorprender. A pesar de lo saludables que son las algas… hay quien no las puede ni ver, por su olor a mar. Y a los niños estos sabores fuertes quizá los rechacen. Hacer sushis, rollitos y formas divertidas es una buena forma de incorporar las tan necesarias verduras en nuestro plato diario, en especial para los más pequeños de la casa. ¡Pruébalos!

INGREDIENTES

1 HOJA DE COL

PELADURAS DE ZANAHORIA

1 PIEZA DE MOCHI SECO

PASTA DE UMEBOSHI

MOSTAZA DE DIJON

CHUCRUT

COPOS DE NORI

PREPARACIÓN

1. Pon una olla con agua hirviendo en el fuego y lleva a ebullición

2. Primero vas a escaldar la hoja de col. Para evitar que la parte central más gruesa tarde más en ablandarse , “rebájala” con un pelador, para que quede más o menos del mismo grosor que el resto de la hojas.

3. Cuando el agua esté hirviendo a borbotones, introduce la hoja de col en el agua y cuenta entre 3 y 5 minutos. Al sacarla ponla debajo del agua fría para cortar la cocción. La hoja debería quedar de un color verde brillante. procede de la misma manera con las peladuras de zanahoria.

4. Mientras tanto, toma el bloque de mochi entero y colócalo en una sartén con un poco de aceite y sal. Verás que se hincha y se “desparrama” como si fuera un reloj de los cuadros de Dalí. Córtalo en palitos.

5. Ya tienes los ingredientes para montar los sushis.

6. Toma una esterilla para hacer sushi y coloca la(s) hoja(s) de col. Esparce un poco de chucrut y unta con puré de umeboshi y mostaza de Dijon. También puedes añadir ahora los copos de alga nori.

7. Ve colocando encima copos de alga nori.

8. Añade el mochi.

9. Añade también la zanahoria.

10. Te habías olvidado del chucrut ¿eh?

11. Finalmente, haz un primer giro y aprieta bien.

12. Después ve girando y estirando hacia ti para que quede bien compacto.

13. Finalmente aprieta bien. Deja reposar unos minutos dentro de la propia esterilla.

14. Después retira de la esterilla y corta en trozos de dos dedos de ancho más o menos. El truco está en cortar con un cuchillo bien afilado, sin hacer fuerza (o si no, se te aplastará el sushi) sino dejando que el propio peso del cuchillo haga su trabajo.

15. Puedes decorar con tu salsa preferida y decorar con un poco de cebollino.

¡Que aproveche!